Emprendedores

YA HAY PESTAÑAS POSTIZAS CON LA MARCA DE JIMMY PAIBA

El estilista de las famosas saca provecho de que, en los tiempos que vivimos, la parte más visible del rostro son los ojos.   

A finales del siglo XIX, los parisinos cosían pelos a sus parpados para tener pestañas más largas y frondosas. En 1916, en una película muda, la actriz estadounidense Seena Owen usó por primera vez unas pestañas postizas pegadizas y desde entonces la popularidad de estos accesorios del maquillaje no paró. Toda mujer quiere lucir unos ojos encantadores y eso lo sabe muy bien Jimmy Paiba, el estilista de las famosas de Santa Cruz.

Acaba de lanzar su propia línea de pestañas postizas. Él recibe un catálogo de la fábrica en China, selecciona los modelos, se los envían y él detalla el espesor y largura a su gusto para realizar el pedido. «Dentro de la emergencia sanitaria que estamos atravesando, las mujeres las usan con mayor frecuencia para lucirse en sus videos, fotos y en las plataformas digitales. La gente quiere verse bien aunque sea para ir al mercado y como esa es la única parte visible del rostro, hay que destacarla», cuenta entusiasmado.

La idea del emprendimiento rondaba en su cabeza desde hacía un par de meses. En una clase de automaquillaje que impartía virtualmente, una de sus alumnas le preguntó si tenía a la venta el producto; ese fue el empujón que necesitaba para empezar. Así contactó a su hermana en Estados Unidos para que le averiguase los costos y los procedimientos de importación; las pestañas postizas llegan a ese país y luego son enviados para acá, ahorrando así 15 días de viaje (si viniesen directo de China demorarían más). «Ya los tengo; están aquí para la mujer boliviana que le gusta realzar y destacar la mirada», dice. Las ventas son online.

Consultado sobre si hay hombres utilizando pestañas postizas en Bolivia, Jimmy asegura que conoce a un par. Para ellos tienen que ser muy sutiles en cuanto a forma y espesor, nada exagerado. Y en cuanto al tiempo de uso, para ambos sexos los consejos del experto son los mismos: «Es una regla de oro quitarse el maquillaje y accesorios, lo que implica a las pestañas postizas, antes de dormir. Esto para alargar su durabilidad».

Según Jimmy, para la mujer –y el hombre– que cuida mucho de su apariencia física por gusto o por trabajo, las pestañas otorgan un marco espectacular a los ojos. El solo llevarlas puestas, sin necesidad de maquillaje, ya brindan un cambio muy favorecedor en la estética del rostro. Su producto viene en cuatro modelos: para el día, la noche, las fotos-videos y las fiestas. «Siempre tienen que estar listos para el click».

You may also like

Comments are closed.